• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

El día 29 de octubre tendrá lugar la VIII Jornada de Psicología de Emergencias. Ya está abierto el plazo de inscripción (hasta el 24 de octubre o completar aforo).

La VIII edición de la Jornada de Psicología de Emergencias, organizada por SAMUR-PC, pone el foco sobre esta lacra social que es la violencia de género compartiendo la experiencia de víctimas y profesionales implicados: psicólogos, médicos, enfermeros, cuerpos de seguridad, trabajadores sociales, psiquiatras, enfermeros y técnicos de emergencias. Pretende tratar este grave problema desde diferentes perspectivas, buscando una mayor implicación de los profesionales en su detección y atención inicial, en lo que debe ser una actuación continua y coordinada.

Hoy en día la violencia de género está, desgraciadamente, muy presente en nuestra vida cotidiana, condicionando incluso la identidad y la pertenencia de género. La exposición desde la infancia a diferentes tipos de violencia es un fenómeno cada vez más frecuente. Ésta es la génesis de su aceptación y etiología que permite su transmisión intergeneracional, creando irracionalmente una identidad y asunción patológica.

La violencia de género se generaliza, es transversal e intercultural. Abarca desde la infancia hasta la tercera edad. Se debe romper esta fijación traumática y círculo patológico desde una prevención primaria, secundaria y terciaria, dando continuidad a la intervención e hilando desde su debut para que esta sintomatología no sea vitalicia ni intergeneracional.

Los profesionales de los servicios prehospitalarios se enfrentan a todos estos problemas en momentos cruciales para las víctimas, cuando apenas hay tiempo para la consulta con especialistas y cuando la toma de decisiones inicial puede ser fundamental para el futuro desenlace del caso.

Cualquier profesional en contacto la población puede encontrarse, sin saberlo, ante víctimas silenciosas que piden ayuda a través de comportamientos dañinos para sí mismos y comorbilidades manifiestas: autolesiones, actos violentos, delitos, intoxicaciones, etc. Por ello, es crucial aprender a detectar y a visibilizar estas situaciones, participando y compartiendo experiencias con expertos que nos ayudarán a adquirir competencias para la detección de la violencia de género, como primer paso para ofrecer una atención más eficaz a las personas afectadas.

El objetivo de estas Jornadas es producir una amplia reflexión sobre este fenómeno en el contexto de la emergencia extrahospitalaria, así como aunar criterios y líneas de actuación entre los intervinientes de las distintas instituciones.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn