PANTER VIBATECH WEB
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Los aviones tipo AT-802 tienen capacidad para 3.100 litros de agua y retardante, con una tripulación formada por cuatro pilotos y un mecánico.

El pasado 4 de julio, La Rioja presentó en la base de medios aéreos contra incendios forestales de Agoncillo los nuevos medios que reforzarán la campaña de verano. Se trata de dos aviones de carga en tierra AT-802 contratados por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, con capacidad para 3.100 litros de agua y retardante y con una tripulación formada por cuatro pilotos y un mecánico.

Además, el Gobierno de España ha puesto a disposición de La Rioja las Brigadas de Refuerzo en Incendios Forestales, BRIF, compuestas por personal altamente especializado en la extinción de incendios y que proporcionan un servicio de apoyo a las comunidades autónomas, pudiendo actuar en cualquier punto del territorio nacional, así como a los efectivos de la Unidad Militar de Emergencias, UME, que estuvieron presentes en los dos grandes incendios que sufrió La Rioja el verano pasado.

Junto a estos efectivos clave en el refuerzo del operativo estival contra los incendios, el dispositivo del Estado se completa con las actuaciones de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (Guardia Civil y Cuerpo Nacional de Policía) en tareas de vigilancia, prevención e investigación y de la Dirección General de Tráfico, que pone a disposición sus paneles de información variables para colocar mensajes sobre el riesgo de incendios, entre otras actuaciones, como las informaciones por radio.

Inversión de 9 millones de euros del Gobierno de La Rioja

El Gobierno de La Rioja destina este año 9 millones de euros a prevenir y combatir los incendios forestales: 8 millones de euros para el dispositivo que realiza labores preventivas todo el año y 1 millón de euros, procedentes de fondos europeos en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, para renovar parte del equipamiento contra incendios forestales. En concreto, se han renovado seis de los vehículos todoterreno que utilizan los guardas forestales y se han adquirido dos camiones autobomba forestales.

Además, como novedad, se adquirirán 13 cámaras de vigilancia accionadas por control remoto, que permitirán observar y vigilar amplias zonas y puntos muertos ampliando la observación de las 15 torretas de vigilancia existentes en la actualidad para conseguir una rápida detección de los fuegos, lo que permite llegar antes a su extinción y, de este modo, minimizar los daños.

Además de los dos aviones de carga en tierra del Estado, La Rioja dispone de un helicóptero Bell-412 que da apoyo a la Cuadrilla de Acción Rápida en Incendios Forestales CARIF y, que, además de la labor prioritaria de extinción de incendios forestales, realiza otros trabajos relacionados con tareas de vigilancia y prevención en el medio natural.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn