• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

El número de ambulancias adscritas al servicio se incrementa en 35, con un total de 214, y el personal suma 261 efectivos, 35 más. Durante el año 2019 se realizaron un total de 235.259 servicios, la mayoría traslados a consultas, diálisis o rehabilitación. La adjudicataria cuenta con vehículos carrozados sobre chasis Renault y Mercedes-Benz.

Aragón cuenta con un nuevo contrato de transporte sanitario no urgente, adjudicado a la Unión Temporal de Empresas Transalud, que incluye mejoras que redundarán en el acercamiento y acceso de los ciudadanos al sistema sanitario. De este modo, se incrementan tanto los recursos humanos, con una plantilla global de 261 personas (35 más que en el contrato anterior), como los recursos materiales, con 214 ambulancias, 22 más que en el actual servicio. La adjudicataria cuenta con vehículos carrozados sobre chasis Renault y Mercedes-Benz.

La nueva adjudicataria comenzará su actividad el próximo sábado y el contrato tiene una duración inicial de cuatro años, prorrogables por otros dos, con un valor estimado global de 41,2 millones de euros durante el periodo inicial. Se ha desglosado en tres lotes: Huesca y Barbastro; los tres sectores sanitarios de Zaragoza capital y Calatayud; y Teruel y Alcañiz. En el lote correspondiente a la provincia de Huesca se adscriben 27 ambulancias no asistenciales, 5 más que en el anterior contrato; en el de la provincia de Zaragoza el total es de 65, 10 más; y en el correspondiente a la provincia de Teruel habrá un total de 26, 7 más que en la actualidad.

La consejera de Sanidad, Sira Repollés, ha asistido hoy a la presentación de los nuevos vehículos, junto a Rafael Gómez, gerente de la UTE Transalud Aragón, en las instalaciones del Hospital Royo Villanova de Zaragoza. “Este servicio se encarga de asegurar el acceso de los usuarios al sistema sanitario. Sin duda, tiene como objetivo dar un servicio de calidad a la ciudadanía”, ha indicado la titular de Sanidad.

Cabe recordar que el transporte sanitario urgente consiste en el desplazamiento de usuarios que no se encuentran en situación de emergencia, sino que por causas exclusivamente clínicas están incapacitados para desplazarse en los medios ordinarios de transporte a un centro sanitario o a su domicilio. Por eso, aunque se trata de un transporte sanitario, no presta asistencia sanitaria en el viaje y, además, se conoce con antelación la fecha y hora del desplazamiento.

Durante el año 2019 se realizaron un total de 235.259 de estos servicios (55.510 en la provincia de Huesca, 144.507 en Zaragoza y 35.242 en la de Teruel). Los traslados a consultas externas o pruebas programadas, a tratamientos de diálisis o a rehabilitación son algunos de los itinerarios más realizados.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn