• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

El Covid-19 ha disparado las emergencias sanitarias y los profesionales que trabajan en ellas han de protegerse adecuadamente. Luis Gil Palacios, secretario general de ASEPAL, explica que estos trabajadores tienen que ser conscientes de los equipos de protección individual que se les facilita y exigir que cumplan con los requisitos de salud y seguridad.

El secretario general de ASEPAL, la asociación de empresas de equipos de protección individual, explica que el sector de los EPI abarca el vestuario de protección y otros equipos necesarios para los profesionales que trabajan en emergencias, y se caracteriza por su innovación constante para adaptarse a las necesidades de los trabajadores y las exigencias en materia de salud y seguridad. Pero anima a estos profesionales a que exijan que los EPI que se les proporciona cumpla con todas exigencias de salud y seguridad necesarios para realizar su trabajo. Así, advierte que en la actual situación “no se trata tanto de una cuestión de novedad sino de redoblar la exigencia de cumplimiento con los requisitos de salud y seguridad que estos productos requieren”. 

Por otra parte, el documento técnico del Ministerio de Sanidad sobre “Prevención y control de la infección en el manejo de pacientes con COVID-19”, actualizado el pasado 14 de abril, dedica un apartado específico al traslado del paciente en ambulancia. En el mismo, señala que “en caso de que se precise el traslado del paciente al hospital, éste se hará en una ambulancia con la cabina del conductor físicamente separada del área de transporte del paciente. El personal que intervenga en el traslado deberá ser previamente informado del riesgo y del equipo de protección individual que debe utilizar. La limpieza y desinfección de la ambulancia se hará de acuerdo con los procedimientos habituales de la empresa. A los trabajadores encargados de la limpieza se les facilitarán los EPI necesarios”.

Además, el documento indica que “el personal que atienda al paciente, tome las muestras clínicas, traslade a casos en investigación, probables o confirmados o cualquier persona que entren en la habitación de aislamiento, deberán llevar un equipo de protección individual para prevenir la transmisión de la infección de acuerdo con el riesgo de exposición”.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn