• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Los 4.782 árboles correspondientes a la matriculación de vehículos de 2018 ya forman parte del Bosque Scania, que cuenta con más de 24.000 árboles plantados en sus 5 años de existencia.

Durante 2018, se han matriculado 4.782 camiones y autobuses Scania en España y Portugal. Cada uno de esos vehículos se ha convertido en un nuevo árbol que ya puebla el Bosque Scania, un gran espacio verde en el Parque Regional del Sureste, en la localidad de Rivas Vacia-Vaciamadrid. Cada cliente de Scania, cuando quiere un vehículo, recibe un certificado acreditativo de su contribución al Bosque Scania.

Para Sebastián Figueroa, director general de Scania Ibérica, “este proyecto es una muestra del compromiso de Scania por el transporte sostenible y nos sentimos muy orgullosos de la dimensión que ya tiene el Bosque Scania”.

La plantación de estos árboles la realizan los técnicos de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Rivas, que seleccionan las especies más adecuadas para el entorno natural en el que se plantan. En esta ocasión, los árboles plantados son pinos piñoneros, almendros, sabinas, encinas, higueras y olivos.

Los miles de árboles plantados en 2019 absorben 11.633,75 toneladas de CO2, mientras que el total de los árboles del Bosque Scania ahorran a la atmósfera más de 33.000 toneladas de CO2 al año. Este es precisamente el objetivo por el cual se creó el Bosque Scania: reducir el impacto ambiental que produce la actividad del transporte de mercancías y personas.

Este proyecto se une a otras medidas de Scania en materia de sostenibilidad, como son el desarrollo de motores cada vez más eficientes y la amplia gama de vehículos propulsados por combustibles alternativos.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn