• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Los bomberos del SPEIS adquieren tres drones para mejorar la intervención en incendios, rescates, inundaciones y emergencias en Alicante, además han incorporado material especializado de búsqueda y rescate de víctimas atrapadas, y la nueva zona base de maniobras.

El alcalde de Alicante, Luis Barcala, junto con el concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Alicante, José Ramón González, y el jefe del SPEIS, Eduardo Aragolaza, han presentado los tres nuevos drones adquiridos por el Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento de Alicante, así como el nuevo material especializado de búsqueda y rescate de víctimas atrapadas, y la nueva zona base de maniobras en estructuras colapsadas del parque de bomberos municipal Ildelfonso Prats.

En la presentación de los nuevos drones el cuerpo de bomberos ha realizado varias exhibiciones de vuelo, y han explicado que una de las Unidades aéreas de trabajo adquirida puede volar durante una hora y está equipado con cámara de vídeo de alta definición con zoom, para poder actuar en cualquier tipo de emergencias como rescates y búsqueda de personas.

Además este medio aéreo no tripulado pesa 3,5kg cuenta con una cámara de imágenes térmicas, y una capacidad de carga de 7kg, vuela a una velocidad media de entre 40 y 50 kilómetros hora y puede alcanzar los 120 metros de altura.

Con la incorporación de estos nuevos medios tecnológicos aéreos de última generación se va a poder mejorar la intervención y respuesta del cuerpo de bomberos en todo tipo de emergencias en Alicante, llegando rápidamente a zonas inaccesibles sin poner en peligro a los bomberos y logrando modernizar sus infraestructuras, dotándolos de los mejores medios disponibles.

El SPEIS también ha adquirido un Dron de prácticas, de menor tamaño con un kilo de peso y equipado con una cámara que es capaz de volar durante treinta y cinco minutos, que se está utilizando para formar y realizar maniobras y avanzar en su utilización.

Un equipo de bomberos que lidera Moisés Ribelles y Manuel Aracil lleva varios meses de trabajo para volar los drones, y poder así comenzar a utilizarlos en el SPEIS, en colaboración con la empresa alicantina OTUS suministradora y fabricante.

Para volar los drones es necesario contar con personal formado y la titulación necesaria, en el SPEIS el oficial Carlos Pérez por titulación puede acceder a ser el director de operaciones, y hay cuatro personas que actualmente poseen titulación para ser: pilotos, observadores, operadores de cámara o asistentes de vuelo, y se está trabajando para en un futuro tener una nueva Unidad especializada de Drones.

Desde el SPEIS quieren conformar una Unidad especializada con un grupo de bomberos formados, y que pudieran dar servicio también a otras concejalías y áreas municipales a los que puede dar un apoyo de gran valor.

Dron subacuático del SPEIS
Así mismo el oficial de la Unidad de Buceo, Enrique Puig, presentó el nuevo Dron subacuático, con el que según indicó “se va a trabajar más rápido en cubrir zonas de búsquedas de personas”. El SPEIS es uno de los primeros cuerpos de bomberos en adquirirlo con una tecnología con capacidad para desarrollar trabajos hasta los 150 metros, y una autonomía de una hora, capaz de buscar personas y explorar el fondo con cámaras incorporadas que trasmite imágenes en directo de calidad.

Material de búsqueda y rescate y nueva zona base de maniobras

El SPEIS también ha presentado la nueva zona base de seis mil metros creada en una parcela anexa al parque de bomberos que ha sido cedida para trabajar y realizar maniobras y simulacros en estructuras colapsadas, derrumbes y rescates, en la que también entrenan a los perros de rescate de bomberos. El SPEIS cuenta con bomberos especializados y formados en la búsqueda y rescate de víctimas atrapadas en estructuras colapsadas, espacios confinados y otras situaciones de emergencia, y también está trabajando en la creación de una nueva Unidad con los perros adiestrados.

Además ha adquirido un nuevo material especializado entre el que destaca una nueva cámara de búsqueda y localización con comunicación, desarrollado para visualizar y comunicarse con las víctimas, que permite evaluar el nivel de asistencia y salvamento necesarios.

A través de esta cámara como ha explicado el Sargento, Javier Ramos, “se puede localizar visualmente de forma muy precisa en espacios confinados inaccesibles a las víctimas atrapadas por ejemplo en un pozo, para intervenir en la extracción, y la estabilización inicial de personal atrapado en espacios cerrados o bajo escombros debido a un colapso con más rapidez y eficacia”.

El sargento Ramos adelantó que “el proyecto es crear una unidad con especialistas formados con material de última generación para intervenir con la mayor eficacia, y para ello se ha estado entrenando sesenta personas durante un año y vamos a seguir entrenado con el objetivo de estar al máximo nivel para intervenir”.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn